quinta-feira, 26 de julho de 2018

Mi experiencia de Erasmus



Mi experiencia de Erasmus fue interesante ... Algunos altos y bajos, la nostalgia aprieta ... Siempre quise saber lo que sería sentir lo que era estar fuera de mi país, el trabajar en un lugar que no conozco, parece que ahora sé lo que es sentirme "inmigrante", tuve algunas complicaciones, en términos de lengua y convivencia con el pueblo español pero era algo que conseguí resolver de manera positiva, y ahora, después de un mes y que faltan tres días para volver a Portugal, puedo decir que he hecho "Mi erasmus", la experiencia fue divertida, a vivir un el mes de Portugal, con gente que no conozco bien, sólo de vista, y tienen que aprender a compartir una casa con ellos, hemos tenido algunos problemas de organización, pero es normal ... después de todo, somos adolescentes. En el caso de que no se encuentre en el lugar donde se dirige mi curso, me gusta mucho estar en España, y pienso todos los días en la suerte que tuve en estar aquí, poder estar en una empresa donde una de las áreas que me gusta que es hardware, a pesar de no ser el área en que mi curso se enfoca, yo me sentí preparado para el desafío, es verdad que no lo sabía todo, pero estaba suficientemente preparado para poder tener un buen resultado en mi etapa, es verdad que la nueva lengua no ayudó, pero, con la ayuda del equipo de la tienda y el esfuerzo de ambas partes conseguimos tener una buena relación en el trabajo. En España paseamos mucho por Santiago, algunos más que otros, debido a la personalidad de cada uno, pero hicimos muchas cosas juntos, hicimos turismo y vivimos con un tipo que estaba en Portugal para hacer prácticas también.
















Muxía











  
                                                    Cabo Fisterra







El grupo siempre se mantuvo unido, muchos intercambios de opiniones, pero siempre respetando al otro, tuvimos algunas discrepancias, algunos problemas en casa y fuera, pero fue una experiencia que no me importaría repetir, sin duda que en un mes conocí a la gente con la que fui a España, y aprendí lo que es vivir "solo".




Desafortunadamente, no todo es un mar de rosas, y alguien tuvo que enfermarse, y me tocó a mí, fue algo complicado saber cómo funcionaba todo, yo y dos colegas del grupo fuimos al hospital sin haber conectado al seguro, pues yo se había encendido durante el día y tenía que pagar 50 euros para que el seguro se activara, pues cuando llegué al hospital, mostré mi tarjeta europea de salud, y no tuve que pagar nada, la explicación que me dieron fue que era la unión europea la que, soportaría el gasto. La atención en las urgencias fue algo excepcional, estuvimos en el hospital cerca de 30 minutos incluyendo tiempo de registro, tiempo de espera, y atención por un médico y enfermera.




Con todo esto, después de esta aventura inolvidable, tengo que agradecer a mi escuela y al IES San Clemente todo lo que ellos hicieron por mí y por el grupo, espero volver aquí algún día para recordar el tiempo que pasé aquí.

João Martins

Sem comentários:

Publicar um comentário